Recursos Humanos

Estudio Human Age 2.0, Fuerzas Futuras en el Mundo del Trabajo de ManpowerGroup:

Nuevas reglas desafían a empleadores y trabajadores

Los puestos de trabajo serán creados y desplazados dando espacio a un mercado laboral cada vez más complejo en términos de oferta y demanda. Adaptarse a esta nueva realidad es la clave.

1 de Mayo 2016
Nuevas reglas desafían a empleadores y trabajadores

En 2011, ManpowerGroup identificó una nueva Era conocida como "Human Age," en la que el talento sobrepasa al capital como un diferenciador clave de la economía.

Después de algunos años, ManpowerGroup lanza su "Estudio Human Age 2.0, Fuerzas Futuras en el Mundo del Trabajo", donde reevalúa las principales tendencias que se dan en el mercado laboral. En el Estudio, explica que los sistemas para alinear la oferta y la demanda laborales ya no funcionan como antes y el resultado es una escasez de talento generalizada a pesar de un alto nivel de desempleo. El mercado laboral se ve entorpecido por la falta de liquidez del talento y una inversión limitada, mientras que los modelos de trabajo tradicionales compiten con alternativas nuevas, más adaptables. Los empleadores, desafiados por la globalización, una baja productividad, la presión salarial y la escasez de talento no están invirtiendo en las personas como lo hacían anteriormente. Han pasado de un papel tradicional de ser constructores de talento a ser consumidores de trabajo. Todavía no han encontrado dónde invertir para adquirir y desarrollar las habilidades más especializadas que necesitan para este nuevo entorno de negocios. La Encuesta de Escasez de Talento 2015 de ManpowerGroup reveló que 38% de los empleadores mundiales están enfrentando mayor dificultad que el año pasado para encontrar personas con las habilidades adecuadas; el nivel más alto en siete años. Por supuesto que también las personas han sentido estos desafíos, con el desempleo y el subempleo, el estancamiento de los salarios y el acceso a puestos de trabajo que ofrecen poco en cuanto a oportunidades de desarrollo. Les cuesta ver el camino hacia el éxito dentro de grandes organizaciones y ya no pueden confiar más en la escalera de la carrera tradicional. En este sentido, las políticas centradas en la protección del empleo están desalentando nuevas contrataciones y aumentando la división entre viejos, jóvenes, temporales, permanentes, los que tienen y los que no tienen. Los empleadores también necesitarán reevaluar su gestión de capital humano y buscar modelos alternativos de fuerza laboral para aumentar su productividad a costos competitivos. Esta nueva era de trabajo requerirá un nuevo esquema de juego y los empleadores necesitarán la agilidad y el talento para triunfar en el nuevo mercado laboral distinto. Las personas necesitarán desarrollar y demostrar la capacidad de aprender para aumentar sus habilidades, reemplazar el trabajo para toda la vida y mantenerse vigentes.
De esta manera, en este mundo donde lo único cierto es la incertidumbre, las organizaciones deben adaptarse a un entorno más rápido y posicionarse para capitalizar más ventajas competitivas transitorias, lo que requerirá de un enfoque diferente para la estrategia de capital humano, que asegure a las empresas contar con el talento adecuado en el momento preciso.
Los puestos de trabajo serán creados y desplazados dando espacio a un mercado laboral cada vez más complejo en términos de oferta y demanda. Y las empresas destacarán en esta Era de Human Age, convirtiéndose en plataformas efectivas para organizar la forma en la que las personas y las empresas interactúan, compran y trabajan.

Si quieres ver más información de los temas tratados en este estudio te invitamos a descargar desde  aquí  Human Age 2.0 

 

 

Relacionados

Human Age 2.0

Human Age 2.0

“Los cambios en el entorno laboral se están acelerando a un ritmo y nivel nunca antes vistos. Un conjunto de fuerzas cíclicas y estructurales, desde cambios demográficos y una rápida globalización hasta la revolución tecnológica, han creado un ambiente de negocios altamente incierto que está impactando a los mercados laborales dejándolos fuera de sintonía. A partir de esta ‘nueva normalidad’ de inestabilidad y dificultades, están surgiendo nuevas formas de realizar el trabajo.”

Liderando en Human Age.

Liderando en Human Age.

El ecosistema de Human Age continúa evolucionando. Las fuerzas macroeconómicas rescriben las reglas que rigen nuestras sociedades, economías y hasta nuestras interacciones interpersonales. Esto es lo que define a la época: una sensación de caos donde el trabajo debe ser reinventado para encajar en el capitalismo como en el talentismo.